Pinocho, Olor a Madera Rancia

rase una vez en un pueblito de Italia,

un carpintero que importaba muebles a Malasia

y aunque prospero y en buenas su negocio estaba

su corazón y su cuarto muy solos se encontraban

Así un día muy aburrido, de esos en los que ni en Meridiano hay un
buen partido

el creó un muñeco utilizando tres tablas de pardillo,

un frasco entero de pega, pintura y cinco tornillos

Una vez finalizado le puso Pinocho y LISTO!

lloró por que aún solo estaba

y un hada hizo un hechizo

"A la vida yo te traigo aunque sea por un rato,

que se cuide David Copperfield, porque vengo a destronarlo"

El muñeco salió brincando

y Peppeto salió llorando:

Dios, y ahora quién me ayuda

a pagar la colegiatura?

Así que mandó a Pinocho, quién si quería estudiar

a una escuela Bolivariana que queda aquí en Pampatar

Pinocho estaba asustado por que se iba de su casa

allá que desayunaremos? según la avena está escasa

Peppeto le refutaba:

Hijo tal vez allá haya escasez, pero algo te aseguro

la educación es gratuita y me importa tu futuro

Juntos, padre de carne y hueso, y muñeco de pardillo

llegaron a Venezuela en menos de un chasquido

El chiquillo fue a la escuela, Peppeto montó un puestico

aunque sea de buhonero le daba pa' los tres tiros

(desayuno, almuerzo, cena y entre comidas pepito)

Un día de esos en la escuela, la maestra ha preguntado

a ver Pinocho hijo mio que es lo que te he enseñado?

Pinocho respondió:

Patria, socialismo o muerte, y que viva el señor Diosdado

que viva Chavez en Cuba, en Venezuela, y en todos lados

Muy bien dijo la maestra rebozante de alegría,

veo que si has aprendido, dime más mongolerías

Pinocho siguió alabando y maravillas contando

de su presidente "mesmo" y todos los de su bando

pero algo raro pasaba, su nariz se fue alargando,

por todas esas mentiras que estaba vociferando.

Su nariz tanto creció que el chico se horrorizó

de inmediato en llanto rompió

al verse en tal situación.

Así las horas pasaban y el niño aún lloraba,

la madera se mojaba y se fue poniendo rancia

Por haber dicho mentiras le estaba pasando eso

pero el no tenía la culpa lo había aprendido indefenso

De tal magnitud la mentira fue

que a las horas se pudrió, perdió su color café

aquel chico que soñaba con llegar a ser doctor

ahogado en el socialismo, pobre inocente se ahogó

Peppeto quedó solo, pero al tiempo se casó

tuvo cinco guarichitos y una arepera montó

y así el pobre Pinocho como recuerdo quedó.








"Cuentos de Hadas Desencantados"
DONDE CHAVEZ SE COME LA MANZANA ENVENENADA
Capitulo II: Pinocho, olor a madera rancia
28/08/07
Gabriel S. Delgado C.
"Cuentos de hadas pero con un toque de politica y sinceridad"

Comentarios

Luis ha dicho que…
JAJAJAJAJA... buenísimo.
Anónimo ha dicho que…
HOLA NIÑO

ME GUSTO MUCHO TU VISION Y TU FORMA DE ESCRIBIR, JUEGAS KON LAS RIMAS Y ESO ME ENKANTA, TIENES ESTILACHO, YA TE AGREGUE A MIS FAVORITOS EN LA PAGINA PARA PODER LEER DE CABO A RABO TODO EN KUANTO TENGA MAS CHANCE.

KUIDATE Y BESOS
SOY ROSS, TU AMIGA JAROCHA DE REDKARAOKE, MEJOR KONOCIDA COMO "M3DIUM"
Anónimo ha dicho que…
great post as usual!

paxil
Anónimo ha dicho que…
Plain and simple! I like your work!

cheap cialis
::HD @harodani:: ha dicho que…
wuhahahaha que excelente Gabo! Que fino que lo tuiteaste sino nunca lo hubiese leído. Great :D

Entradas populares